Foro de debate desde una cosmovisión Nacionalsocialista de la vida
 
ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 Quien es cruel con los animales no puede ser buen hombre

Ir abajo 
AutorMensaje
Loucis Interis

avatar

Mensajes : 68
Fecha de inscripción : 16/03/2010
Localización : Madrid - CASTILLA -

MensajeTema: Quien es cruel con los animales no puede ser buen hombre   Mar Jun 01, 2010 4:30 pm

QUIEN ES CRUEL CON LOS ANIMALES NO PUEDE SER BUEN HOMBRE

Con esta gran frase nuestro filósofo Schopenhauer define a la perfección el pensamiento de todo nacionalsocialista hacia este tema, pero por desgracia hoy en día esta sociedad no está concienciada de ello y todavía se comenten salvajes holocaustos contra animales, barbaries inimaginables que harían estremecer hasta el más duro de los hombres. Hay muchas formas de maltrato hacia nuestros amigos los animales, desde temas ya más extendidos en la conciencia social, como puede ser la peletería, la caza, las fiestas populares con animales y el abandono, hasta otros no tan conocidas o mejor dicho reconocidas como es el caso de los animales de consumo, el cautiverio, rituales religiosos, experimentación. Pero por desgracia aunque se haya avanzado levemente en el tema de la concienciación, pocos progresos se han logrado en el bienestar animal, pues la cuestión es la de siempre, lo que domina todo, los intereses económicos. Nosotros a través de nuestra cosmovisión estamos por encima de su dios dinero y por tanto nos es imposible pasar por alto el sufrimiento animal, pues si nosotros conocemos los efectos del dolor, podemos tener una ligera idea de lo que se les está haciendo sufrir tan solo por el egoísmo humano. Nosotros amamos la naturaleza y a todos sus animales y por lo tanto en este momento lo menos que podemos hacer es hacernos eco y denunciar las atrocidades que hoy se siguen practicando.

Es lamentable el precio que muchos animales deben pagar por tener una bonita piel, es una condena a muerte asegurada y todo por un lujo innecesario o por una supuesta necesidad de prendas de abrigo totalmente inexistente, en realidad el frío es una excusa, pues hoy en día hay multitud de prendas alternativas para combatir el frío y embellecer el cuerpo, el uso de pieles es para hacer ostentación de posición social y económica.
La peletería no es solo sinónimo de muerte sino también de sufrimiento. Cabe recordar que cada año mueren 140 millones de animales para la confección de abrigos, 40 millones de estos son criados en granjas para este fin, 20 millones son capturados en sus habitats naturales y 80 millones son “desperdicios” pues son animales que caen en trampas no validos para peletería.
El sufrimiento del animal salvaje que es cazado en su entorno natural empieza, cuando atraído por un señuelo o por un olor, su pata es atrapada por unas potentes mandíbulas de acero, es aquí cuando empieza su lucha desesperada enloquecido ya por el dolor por querer huir del cepo, morderá durante horas inútilmente el hierro mientras sus dientes van saltando, así transcurrirán horas, tal vez días hasta que el trampero llegue para rematarlo, eso sí sin dañar la piel, si por el contrario consigue arrancarse la pata morirá desangrado o de gangrena. Todo ello sin poder garantizar que el animal que cae en la trampa sea el buscado, pues 3 de cada 4 animales muertos por estas trampas en bosques, ríos,... son desaprovechados.
No menos estremecedor es el caso de las llamadas pieles ecológicas, nombre simplemente asignado por no ser cazados en estado salvaje, animales criados en granjas en crueles condiciones, sus vidas duran unos seis meses (hasta la primera muda piel, que es cuando ésta está en su mejor condición y sin ninguna imperfección) entretanto habrán vivido en jaulas fabricadas totalmente de malla metálica, incluido el suelo, de este modo todos las heces caen al suelo evitando así su continua limpieza pues no les importa que estas mallas cuadriculadas deformen las patas de los animales ya que éstas no son aprovechables para abrigos, amontonados todos ellos en las reducidísimas dimensiones de estas jaulas desarrollaran comportamientos totalmente antinaturales, movimientos esteriotipados, la automutilación e incluso el canibalismo, hasta que llega la hora de su muerte que puede ser por diferentes medios desde el gaseo, la electrocución, la dislocación de cuello, la inyección, el desangrado e instrumentos de acción mecánica que penetran en el cerebro. La rutina, el número de animales, la falta de experiencia o la habilidad de los empleados hacen que su matanza se convierta en una chapucera brutalidad. Las descargas eléctricas se les practica a través de la boca y el ano, la asfixia por gases les hace sufrir unos largos minutos una horrible agonía, las inyecciones y drogas si no están bien dosificadas no garantiza que el animal este muerto mientras se le arranca la piel. Sin olvidar uno de los pocos casos que lograron salir a la luz hacia los noventa sobre la práctica de alteración genética para la peletería, cruces de zorros y perros que lograban mayor calidad de piel y más reproductividad entre ellos pero que en contrapartida eran animales totalmente deformes, aunque claro eso no importaba pues lo que cuenta es la piel.
Para confeccionar un abrigo de piel son necesarios de 6 a 10 focas, de 8 a 12 linces, de 10 a 20 zorros, de 30 a 70 visones, de 30 a 200 chinchillas y de 200 a 400 ardillas.
Todos tenemos en nuestra cabeza las imágenes que hace unos años dieron la vuelta al mundo de la caza de focas en Canadá, pues a finales de diciembre del pasado año el gobierno de dicho país ha vuelto a autorizar la matanza de miles de focas tanto adultas como crías con mazos hasta que mueren desangradas.
Y son de sobra conocidas las imágenes que a través de la red han llegado a la sociedad de cómo unos investigadores logran entrar en las granjas de china y pueden grabar como los trabajadores arrancan la piel a los animales totalmente vivos, desollándolos primero y cortándoles todas las patas para poder extraer la piel mientras los animales no paran de retorcerse por el gran dolor que están padeciendo acabado estos son tirados con el resto pero todavía con un hilo de vida se puede ver latir su corazón bajo su piel transparente.
Algún día acariciarán sus pieles sin saber ni pensar en su cruel sufrimiento.
Del mismo modo no podemos olvidar la caza llevada a cabo en nombre de la ciencia, tapadera comercial para la venta de sus carnes por ser animales teóricamente protegidos o empleados para su supuesto conocimiento orgánico, eso equivale en muchos casos a la vivisección, para estudiar las reacciones de diferentes especies ante determinados estímulos.
También existe otro tipo de caza, la llamada deportiva, y ante esta es importante realizarnos la siguiente pregunta ¿necesidad o diversión?
Hoy en día ya no se caza por supervivencia, la caza es una actividad de pura diversión, ligada en los últimos siglos a estratos sociales, redes de poder político y financiero pero hoy cada vez más extendida entre la clase media urbana, compuesta por personas absolutamente alejadas de los lazos afectivos de amor hacia la naturaleza.
Evidentemente todo cazador siempre pone la excusa de que se come todo lo que caza, pero ésta no es la verdadera motivación que le lleva a matar sino la obtención de trofeos, suelen decir que ellos son los continuadores de la tradición cazadora del hombre, pero suelen olvidar que la caza significa: azar, lucha equilibrada, esfuerzo y riesgo. Pero díganme ¿que lucha equilibrada hay entre el hombre que esperará escondido detrás de un arbusto, a muchos metros de distancia, con su rifle a que llegue un animal?. ¿Riesgo para el cazador? Ninguno la posibilidad de que el animal pueda enfrentarse a él es nula, ¿Esfuerzo físico? Es imposible catalogarlo como deporte, pues lo máximo que harán es subir y bajar alguna montaña, el resto del trayecto evidentemente lo hará el todo terreno aunque los que verdaderamente hacen el esfuerzo son los perros adiestrados para la caza, pero ni la presa ni el perro han decidido jugar a este “deporte”, por no hablar de la frenética actividad física de un pescador. Es más la caza en la naturaleza a parte de garantizar la supervivencia del animal también hace una selección natural de los individuos, pero en el caso de la caza del hombre jamás es así, pues el cazador siempre quiere la presa más joven, más robusta, el animal cuando caza siempre atrapa al débil, al herido por tanto en este sentido el hombre también actúa contra natura.
Quienes practican el deporte de la caza o de la pesca gozan de la belleza de cobrarse la vida de unos animales, ellos impiden al resto de los humanos disfrutar de esta belleza. Quien practica el montañismo deja en su sitio los arroyos, los bosques y las cumbres para el que viene detrás. La caza y la pesca no son así porque su esencia es destruir. Es un deporte egoísta, el afán de sentirse dueños de la vida y de la muerte.
Nunca nos podrán convencer de que se disfruta más de la naturaleza matando y aniquilando que contemplándola y sintiéndonos parte de ella, jamás entenderemos que placer se puede sentir quitando la vida a animales totalmente inofensivos no hay justificación para este tipo de actividad realizada por pura diversión, es un claro ejemplo de la falta de ética y de sensibilidad hacia los animales.
La ambición del hombre no tiene limites se cree dueño y señor de todo lo que existe sobre la faz de la tierra, que esta creado para su uso y disfrute exclusivamente pues como entender sino el encarcelamiento de animales únicamente para su contemplación o entretenimiento, estamos hablando de zoos, delfinarios y circos, que muestran sus colecciones de animales en habitáculos reducidísimos causando en ellos comportamientos totalmente antinaturales como los ya comentados en el caso del cautiverio para pieles y otros comportamientos estereotipados desencadenados por haber sido extraídos de sus habitats naturales, por la imposibilidad de desarrollar pautas naturales de comportamiento, represión de sus instintos, la desocupación, el aburrimiento, la perdida de la vida en grupo social normal o el estatus solitario, la medicaciones, enjaulamiento en ambiente totalmente alieno, iluminaciones artificiales, ruidos, proximidad antinatural a otros animales y visitantes humanos, etc....
Todos hemos ido alguna vez al zoológico, si más no de pequeños, ¿acaso no tenemos en nuestra mente la visión de un animal balanceándose compulsivamente o andando continuamente a un lado y a otro, meciéndose o mordiendo los barrotes? Estos recintos aluden su contribución a la educación, pero ¿que educación puede percibir un niño al ver a un animal desarrollando comportamientos totalmente diferentes y distorsionados de su vida en libertad? Además una vez finalizada la visita solo obtiene una satisfacción visual momentánea pero provocarán en él la imagen de “animal objeto”.
Del mismo modo estos centros alegan que contribuyen a la conservación de especies pero remitiéndonos a los datos a este respecto, muy pocos crían especies amenazadas y menos aún las reintroducen a sus hábitats. Igual pasa con los denominados safaris que argumentan las buenas condiciones que le dan a los animales por el hecho de tenerlos en terrenos más amplios, pero un cercado siempre es un cercado y las superficies que se les ofrece no tienen nada que ver con los espacios a los cuales están hechos.
No debemos olvidar que la mayoría de animales existentes en estos tipos de recintos han estado cazados en libertad por la multimillonaria industria de la captura que solo en Estados Unidos mueve al año 350 millones de dólares una de las víctimas preferidas es el delfín que es perseguido hasta el cansancio por poderosas embarcaciones, (más del 50% de los perseguidos mueren en su captura) luego son transportados en duras condiciones manteniéndoles vivos mediante inyecciones de vitaminas sintéticas, antibióticos, hormonas..sin toda esta medicación forzosa sus días estarían contados, y los que sobreviven a este duro transporte llegan a un tanque con aguas químicas, paredes de hormigón que no les permitirá comunicarse con los otros delfines que allí se encuentren pues su lenguaje sonar rebota contra el hormigón y les hace imposible su comunicación, tal vez la forma curva de su boca que transmite una falsa impresión de que el animal está sonriendo puede hacer creer que estos animales son felices, pero el cautiverio además niega a los delfines de sus complejas sociedades compuestas por varias decenas de individuos, en esos tanques nunca podrán recorrer los más de cincuenta kilómetros diarios entre aguas marinas mientras notan sus corrientes, y su esperanza de vida que en libertad es de 40 años en cautividad jamás ha pasado de los 8 años. Los delfines el libertad no “caminan” en el agua o saltan a través de aros ni saludan con la cabeza. Estos son comportamientos artificiales y forzados, realizados de memoria por manipulación alimentaria basada en peces muertos.
Debe llegar el día en que desaparezca el término protección hacia los animales, pues eso implica la superioridad de “protector”. La mejor forma de respetar a los animales es entendiendo desde la infancia que un animal no está para someterlo, debemos considerarlo un hermano, les debemos amar y defenderlos. Unicamente aprenderemos a amar a los animales comprendiendo su libertad y sin duda aprenderemos mucho más de su observación en sus hábitats naturales.
Los animales tienen derecho a tener una vida digna y aquí debemos destacar a los grandes olvidados, los de consumo humano, más de 220.000 millones de animales al año son criados en granjas, los actuales sistemas de cría intensiva han sido diseñados para obtener el máximo rendimiento de los animales a través del mínimo espacio y coste económico. Consideradas como “máquinas productoras” los animales son concentrados en naves industriales, colocados en batería de jaulas en las cuales ni siquiera pueden darse la vuelta por falta de espacio, a estos animales jamás en sus cortísimas vidas les dará la luz del sol ni el aire fresco, serán alimentados con piensos totalmente adulterados, ejemplo de ello fue uno de los casos más sonados de hace unos años las llamadas vacas “locas”, se les mantienen abiertos los focos durante días enteros para q no tengan la percepción de la noche y así coman más y antes engorden, un claro ejemplo de este abuso es el de la oca para la obtención de foie-gras, las obligan a comer tres veces al día introduciéndoles un tubo en modo de embudo unos 40 cm a través del cuello hasta el esófago mientras el cuello queda inmovilizado con la imposibilidad de regurgitar la comida. Las dietas suministradas hace que el hígado almacene grasas en vez de eliminarlas por lo que un hígado de oca que en condiciones normales pesa unos 120 gramos mediante el sobre alimentamiento del embudo llegará a pesar 2 kilos. Ya que es imposible que la gran mayoría de las personas dejen de comer carne apoyamos la cría extensiva, animales criados en granjas en semilibertad donde puedan estar al aire libre y tener zonas de resguardo disfrutando de un espacio suficiente, instalaciones apropiadas y la compañía de animales de la misma especie, y con una alimentación que garantice su salud y vigor. No es cantidad de vida sino calidad.
Asimismo no podemos acabar sin obviar los sacrificios rituales religiosos. Principalmente las dos religiones mayoritarias por excelencia que lo practican es la religión musulmana y la judía. Para no entrar en valoraciones morales, pues quien esta leyendo estas líneas es conciente de nuestra imposibilidad, simplemente pasaremos a describir el sacrificio del Halal de la religión musulmana y el schechita de la religión judía. La población musulmana es de unos 1.200 millones de personas aunque se desconoce la cifra exacta de animales sacrificados mediante este ritual nos podemos hacer una idea con cifras del matadero central de Barcelona, Mercabarna, mata unos 1.000 animales al mes por este metodo, en su llamada “fiesta del cordero” las cifras son demoledoras se sacrifican 2.300 corderos al día. Algunas de las condiciones que reseña el Corán para el sacrificio halal es: El animal tiene que morir encarado a la meca, los animales deben estar vivos en el momento del desangro, la carcasa tiene que quedar completamente vacía de sangre después del sacrificio, se tiene que hacer un corte limpio de las principales arterias....
El sacrificio del halal consiste inmovilizar al animal, habitualmente encadenado y alzado por de sus patas posteriores, cortarle la garganta mientras estan completamente conscientes hasta que muere desangrado. Antes de que el animal pierda el conocimiento pasaran de 15 a 60 segundos de larga y dolorosa agonía.
El método judío de sacrificio, schecheita, lo debe desempeñar un matarife que previamente haya pasado por un entrenamiento especial y haya conseguido una licencia de la Comisión Rabínica. El proceso es muy parecido al musulmán: el animal debe estar vivo en el momento del degüello para desangrarse y debe estar dirigido hacia el este. Una de las diferencias con el anterior consiste en que el matarife, una vez muerto el animal, debe palpar su carcasa para ver si está sano y no tiene tumor alguno. El acto del shechita debe hacerse con un cuchillo largo llamado Chalef.
Todo esto no es más que una cruda realidad que demuestra hasta donde esta llegando el insensible ser humano algo que nosotros como nscionalsocialistas nunca podremos entender pues consideramos a los animales nuestros iguales, nuestros hermanos y el amor que sentimos hacia ellos sobrepasa el egocentrismo estúpido de la crueldad, ser nacionalsocialista es una cosmovisión de la vida, de todo y cada uno de sus aspectos, y la naturaleza es especialmente significativa en nuestro ideal.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Prometeos



Mensajes : 44
Fecha de inscripción : 15/03/2010

MensajeTema: Quien es cruel con los animales no puede ser una buena persona   Miér Jun 02, 2010 5:52 pm

Es evidente que vamos a una sociedad cada vez más inhumana,dónde los animales son considerados sólo cómo objetos para ser utilizados por los seres humanos.Voltaire,Schopenhauer,Wagner,Santiago Ramón y Cajal,Miguel Delibes....etc,etc,entre otros muchos han sido grandes defensores de los animales y han intentado acabar con la posición antropocéntrica del hombre frente a ellos.Aquí fueron el inolvidable Félix Rodriguez de La Fuente y Juan Antonio Cervera,a quién debemos algunos parques nacionales los que se más se destacaron de esa postura a favor de ellos.Konrad Lorenz,el padre de la etología o Leopoldo Alas "Clarín"en su novela "Adios,Cordera"toman gran conciencia de esta posición.
Saludos cordiales.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Walkiria33

avatar

Mensajes : 3
Fecha de inscripción : 14/06/2010

MensajeTema: Re: Quien es cruel con los animales no puede ser buen hombre   Lun Jun 14, 2010 10:57 pm

No entiendo como puede haber seres tan crueles que adoptan un animalito y no son responsables,no se hacen cargo de él y cuando se van de vacaciones les abandonan en la calle sin darse cuenta que tienen más sentimientos que las personas.

Además son más honorables y entrañables que las propias personas .
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Quien es cruel con los animales no puede ser buen hombre   

Volver arriba Ir abajo
 
Quien es cruel con los animales no puede ser buen hombre
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Crueldad mental
» antialgas y peces
» Revocación del Comité de Empresa
» El miedo a quedarse sin trabajo
» Operación Verano 2011,¿quien se anima?

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Nacionalsocialismo castellano :: Nacionalsocialismo en Castilla :: Nacionalsocialismo en general :: Ecología-
Cambiar a: